Seguidors

dissabte, 12 de novembre de 2011

Capítulo 22

Me desperté a eso de las 04:30 de la mañana, el motivo, tenia hambre. Me levanté de la cama y dejé a Isaac durmiendo. Me dirigí a la cocina para picar algo, abrí la nevera y cogí una apetecible copa de fresas con nata. Cogí una fresa y me la metí a la boca, y solo mordí el piquito. Entonces alguien me dio la vuelta y mordió el cacho de fresa que sobresalía de mi boca. Y se quedó besandome.
-Isaac!- Dije sobresaltada.
-Buena madrugada cariño.- Y me volvió a besar.
-Joder que susto me has dado coño!
-Me encanta cuando te enfadas.
-Me podias haber matado, sabes?
-Ahora si que te voy a matar, pero de gozo.
-Bruto!- Y me sonrió con una de sus preciosas sonrisas, de esas picaronas que tanto me gustan.
-Sabes que te encanta...- Y me cogió de la mano, y fuimos hasta la habitación.
-Te quiero.-Le susurré al oido.
-No tanto como yo princesa. -Y me tumbó en la cama.
-Lo vamos a hacer otra vez?
-Por que no, algun problema?
-Ninguno. –Ya casi no podía ni hablar. Isaac es tan... delicado, pero a la vez intenso, no se como describirlo. Los gemidos de placer eran cada vez más rápidos, no podíamos parar. Estavamos sudorosos y muy excitados. Y así estuvimos toda la noche hasta que nos quedamos dormidos.

Eran las 12.00 de la mañana cuando nos despertamos. Olíamos mal, por todo lo que habíamos hecho.
-Vamos a ducharnos, no?- Le dije a Isaac.
-Por que?
-Porque hules a tigre! –Le contesté riendome.
-De acuerdo... pero solo si nos duchamos juntos. – Y me sonrió pícaramente.
-Porque eres tu ehh, que sinó nanai.
-Nanai? Si eso solo lo utiliza mi abuela.
-Calla, por cierto, no tenemos toallas no?
-Pues no, pero las podemos buscar. –Y fuimos al lavabo en busca de las toallas.
-Anda mira! Si Valeria nos las ha dejado preparadas y todo. Es la ama, ha pensado en todo!
-Pues ya estamos tardando en desnudarnos.
-Pero que desnudarnos? Si estamos en ropa interior.
-Pero los mejores momentos se pasan sin ropa cariño.- Y así nos metimos en la ducha. Y si, lo volvimos a hacer. Estuvimos una hora debajo del agua. Salimos y nos secamos, y Isaac se puso la misma ropa y yo cogí algo del armario de Valeria, por cierto, que estará haciendo ella ahora? Ya hablaré con ella mañana.

-Venga que tengo hambre Isaac!
-Esperate que me ponga las bambas impaciente!
-Ya sabes que lo soy.
-Valee mentirosilla.
-Venga, donde me vas a llevar a comer?
-Pues había pensado en un sitio, que esta al lado de un lago, muy bonito y eso.
-En marcha entonces. – Salimos de casa de Valeria, dejandolo todo recogidoeso si, y nos montamos en el coche. Nos pusimos el cinturón y arrancó. Puse la radio, y salió una de mis canciones preferidas: You make me feel de Cobra Starship. Y obviamente me puse a cantarla, o mejor dicho a gritarla.
-La la la la la, you make me feel that, la la la la la. – Me encantaa.
-Estas loca Rebecca!
-Las mejores personas lo estan, nose si te lo hanb dicho alguna vez.
-Lo tengo escuchado pero tu eres la más loca que conozco.
-Es parte de mi personalidad, y cuánto queda que me muero del hambre!
-Poco...
- Es aquí?
-Si, venga vamos.
-He venido aquí alguna vez con mi padre. Es bonito, y se come muy bien.-  Nos sentamos y al instante vino el camarero.
-Que desean tomar los senyores?
-Mmm.... Pues yo, quiero espagueti a la carbonara, y de segundo, solomillo.
-Para beber?
-Coca-cola light.
-Y el caballero?
-Lo mismo que ella, y para beber Coca-cola normal.
-De acuerdo.- Y se fue, la verdad que los platos llegaron bastante pronto, y nos lo comimos en nada, pero yo no me lo pude terminar.
-Quieres Isaac?- Le pregunté acercandole mi plato.
-No, gracias. Además, no tenias tu tanta hambre, mentirosilla?
-Si pero esque es mucho...
-Bueno pues no te lo comas, yo tampoco puedo más. – Y volvió a venir el camarero.
-Han termimado? –Dijo cogiendo los platos.
-Si. –Dijimos al unísono.
-De postre que van a tomar?
-Yo tarta helada de frambuesas.- Dije sin pensarmelo, me encanta.
-Yo limón helado. –El camarero tomó nota y se fue.
-¿Tu no decías que no podias más que te habia puesto mucho?
-Si pero he hecho espacio para el postre- Me reí.
-Si, si... mentirosilla, si esque el mote te lo puse con razón.
-Que buena pintaa, mmm mira como huele. – Y le di a oler una cucharada de mi tarta.
-Pues seguro que sabe mejor!- Y se la comió.
-Olle! Que es mia!!
-Era tuya.
-Pues yo quiero probar lo tuyo.
-Toma. –Y me dio un poco de helado con su cuchara. Salimos del restaurante y nos quedamos en el coche.
-Llamo a Valeria? Para quedar esta tarde digo.
-Vale, así le damos las gracias.- Y cogí mi movil. Marqué el número y los rings no paraban de sonar.
-No contesta.
-Pues llama a Alex.
-Vale. –Busqué el número en  la agenda, porque no me lo sabía, no era como el de Valeria que lo  marcaría aunque estuviera dormida. – Tampoco contesta.
-Pues dejalo, porque ya sabes lo que estarán haciendo...
-Lo entiendo, lo intentaré más tarde.

2 comentaris:

  1. Me encantaaaaaaa *_* Te sigo vale+ bueno yo tambien tego un blog y me gustaria que te pasaras y me dieras tu opinion.Sigueme si te gusta :)
    http://aprendeaquerer.blogspot.com/ Dejame un comentario vale? Un bezazoo y sigue asiii :D

    ResponElimina
  2. Jaajajajjaja gracias, bueno en realidad somos dos, y ya hace tiempo que leo el tuyo y me gusta! El otro dia te dimos un premio.

    ResponElimina